José Briceño Diwan

hace 1 año · 6 min. de lectura · visibility 0 ·

chat Contactar con el autor

thumb_up Relevante message Comentar

Diagnostico educativo 2020 (Venezuela)

Una de las características de la generación educada en Venezuela es que retardan lo más posible el momento de tener hijos, en contraste con las menos favorecidas (intelectualmente hablando) quienes por regla general comienzan el camino de la paternidad desde muy jóvenes, por esa razón muchas de las personas que conozco tienen hijos en edad escolar pues los que se decidieron a tener hijos no lo hicieron antes de los treinta años , debido a esto sigo de cerca los avances y retrocesos de la educación en mi país, de los otros niveles educativos el seguimiento o hago gracias a algunos colegas que todavía siguen activos dentro del ámbito universitario , mi experiencia está algunos años atrasada pues hace tres que no piso un aula de clase.

La política es algo abominable pero ineludible pues forma parte de la organización de todo el entarimado administrativo que maneja la vida de los ciudadanos, sin política el asunto seria cuartelario y entre civiles el asunto de órdenes que tan bien se les da a los militares no funciona muy bien, la cosa más nefasta es la manía de la gente de asumir que las teorías políticas son infalibles y aplicables en todos los ámbitos de la vida, a pesar de que la historia está llena de pruebas sobre lo funesto que esto significa, la ignorancia (aunque lo parece) no es exclusiva de la izquierda , tampoco la pobreza, la estupidez o la inoperancia, todas son gemelas univitelinas que se disfrazan para colarse sin elegancia dentro de las estructuras de poder hasta hacerlas totalmente inútiles , nunca he visto una dictadura (del sesgo que fuere) donde los ciudadanos sean libres, viajen, estudien, ganen premios internacionales, presenten inventos maravillosos, grandes descubrimientos científicos, en todos los casos cada triunfo parece fabricado a la medida de los agentes publicitarios , solo veo mediocridad disfrazada de pasión política, retraso, pobreza y un nulo gusto por el bienestar total de sus ciudadanos, lo peor es que culpan sin ningún pudor siempre a terceros países donde a pesar de las cosas malas su gente hace todo eso que los ciudadanos de las “democracias tuteladas” de los totalitarismos siempre bajo el espectro de lo policial-militarizado no tienen, a menos que solo veamos a los ciudadanos que forman parte de las elites que supuestamente ellos desaparecerían.

Un ejemplo básico de la perfidia de lo político en otros ámbitos es el modelo educativo socialista (progresista, comunista etc.etc...) que plantea el proceso como algo que no necesita profundización por lo que no es tan importante la extensión del currículo ,que con lo muy básico es suficiente, como solo les interesan las estadísticas dicen cifras grotescas de escolarización sin explicar ni construir manera de constatar el nivel educativo de esos niños por lo que el esquema no aguanta ningún análisis profundo pues si le regalamos títulos a un millón de estudiantes sin que tuviesen las competencias mínimas se gradúan, tenemos una generación de analfabetas funcionales cuyo nivel educativo difícilmente alcanza para asumir los primeros semestres de cualquier universidad. Lo más ofensivo es que tienen cifras de todas las universidades nacionales donde el promedio de deserción en el primer semestre alcanza cotas de hasta el ochenta por ciento, en su mayoría por jóvenes que reprueban grotescamente las materias, de ese veinte por ciento restante, el sesenta abandonará antes de terminar la carrera por motivos económicos .

El daño causado por el bodrio educativo socialista es inconmesurable, han logrado varias generaciones de bachilleres que si acaso engrosaran las filas del universo obrero del país creando en su paso un vacío de mano de obra profesional que deja desolada la academia, el intelecto va en retroceso, sin investigación ni futuro nos ha vuelto la educación socialista en estos veinte años.

A la luz de las evidencias es un plan bien equilibrado, llevar al país al más bajo nivel educativo de su historia es algo atroz, puedo afirmar que estamos otra vez en el siglo XIX cuando los universitarios eran una elite de muy pocos, este país llegó al pináculo de su fortaleza educativa a mediados del siglo XX y desde la entrada del XXI tuvo veinte años para ir en caída libre hasta donde estamos actualmente. Los pocos que se salvan son parte de esa minoría cuyos padres se preocupan, investigan junto con ellos, los van guiando por el camino del intelecto invirtiendo tiempo, dinero y esfuerzo en tener hijos con una educación que los acerque al éxito. Esos niños que van a colegios privados donde la exigencia se exige desde su casa, mientras que en los colegios públicos la educación se da a medias, eliminan materias científicas, maestros sin recursos hacen lo posible y en la mayoría de esos casos son seres tan mal pagados que dan su clase apenas para justificar su sueldo de hambre , mismo que rivaliza con el personal obrero de cualquier escuela, sin que eso fuese suficiente no le pueden mandar tareas a los niños, no existen los exámenes escritos ni orales, leer no es una exigencia académica, bajo ningún concepto un niño repite el año escolar, ni siquiera las faltas disciplinarias se pueden penar más que con citar al representante lo que en muchas ocasiones tampoco resuelve nada.

El razonamiento es que la educación debe ser libre, como bien admiten ellos mismos (los socialistas) , la medida del mundo está contenida en la doctrina marxista que todos sabemos son pamplinas bien acomodadas para llenar proclamas pero no para elevar el estatus de los ciudadanos, bajo el disfraz de las mejores intenciones se empeña en esclavizar el poder a cuatro gatos militares que por revolucionarios se abrogan la suma de todos los males y que por el bien de la sociedad castiga la disidencia como traidores a la libertad, en contrasentido con lo mismo que ellos pregonan. Digamos que tienen buenas intenciones, pero la verdad a gritos es que los que estudian con pasión y dedicación son una rareza estadística (a excepción de los médicos y científicos que andan en aprendizaje constante pues de ello depende su éxito), el resto se acomoda a lo funcional por lo que las buenas intenciones se tergiversan hasta quedar en letra muerta, muy linda pero podrida.

Si bien lo deseable es que todos supiéramos de arte, música ,cine, poesía, narrativa, teatro y cualquier otra expresión humanista , también necesitamos científicos, médicos, ingenieros, contadores, administradores, abogados y muy a mi pesar hasta militares (léase también policías) , eso no va a pasar si no se les muestra el camino aunque sea a la fuerza, si lo que quieren son generaciones amorosas, diversifiquen las escuelas para que los niños tengan la mejor educación posible en concordancia con sus aspiraciones, hasta donde se así debería funcionar, el razonamiento lógico funciona de acuerdo a los marcos referenciales que posee el humano, si este es muy limitado así mismo será su resultado. Creo firmemente que esas formas educativas que premian la ignorancia , sobre todo a sabiendas de que a nadie parece importarle mucho el asunto, de otra habrían legiones de padres y representantes exigiendo mejoras al sistema, buenos sueldos a los maestros, profesores, recursos educativos, libros, mejores programas (ni esos existen hoy día) y por sobre todas las cosas no permitirían que sus representados pasaran de grado si no tienen dominio de las materias estudiadas, en contra de toda lógica sucede lo contrario , parte del problema son los padres que exigen a los maestros notas relucientes aun si su hijo rebuzna con fuerte acento , ocasiones hay en las que el maestro puede jugarse la vida por no aprobar al hijo/representado de algún ciudadano violento que pistola en mano exige el premio con el apoyo de toda la estructura oficial.

A todas estas cae el coronavirus que ha suspendido las clases por culpa de la necesaria cuarentena, según las autoridades las clases se siguen dictando on line, para eso el ministerio ha movilizado recursos didácticos a la web, en otro país puede ser que funcione, en este donde tenemos una de las peores redes del mundo solo superados Kazajistán donde los mujahedies no les interesa internet , los profesores ganan en promedio unos diez dólares al mes , por tanto tener un Pc o teléfono inteligente supera con creces sus posibilidades económicas, donde los proveedores privados cobran cifras impagables para un alto número de ciudadanos, el público es virtualmente inexistente y en las casas de los alumnos la cosa no mejora pues en su mayoría (los de escuelas públicas) si acaso tienen para una comida al día, mucho menos van a tener acceso a las comodidades del universo digital , sé que en muchos casos alumnos y maestros se apoyan en el Whatsapp para la asignación de tareas que en casi ningún caso exigen investigación pues al no tener internet seguramente tampoco tendrán libros con los cuales ubicar los contenidos a desarrollar, si acaso una mala tarea para cumplir la norma administrativa pues además depende de que los padres tengan acceso a la red desde sus teléfonos inteligentes, para colmo de males, si ya teníamos un proceso educativo público absolutamente ineficiente con clases presenciales, las virtuales no harán avanzar mucho el proceso, las estadísticas acá no dirán nada.

El Coronavirus ha detenido el mundo pero en países como Venezuela ha causado un retardo que complementa ya su mala ejecución (por no decir casi nula) para bajar un poco más el avance nacional, como no hay infraestructura y las leyes socialistas impiden que los estudiantes reprueben tendremos aulas llenas con cerebros vacíos para rato. La parte cruel es que quienes tendrán la ventaja son aquellos que las revoluciones odian, los niños de padres pudientes, esos que si tienen acceso a las redes, los que asisten a escuelas exigentes, tienen acceso a la información sin trabas, aunque pareciera que la educación es algo en retroceso que no respeta clases sociales, dentro de las que tienen niveles de ingreso superior son quienes en realidad tienen oportunidades , la clase odiada ha sido quizás la única beneficiada pues el estado ha condenado a legiones de jóvenes a la pobreza , la ineficiencia y la ignorancia mediante un elaborado plan de destrucción fríamente ejecutado por alegres soñadores enceguecidos por su buena voluntad en muchos casos aunque tengo la impresión de que la mayoría no son más que oportunistas ejecutores de la maldad de sus jefes a cambio de un cargo.

El coronavirus no es más que un ingrediente inesperado que colabora activamente a crear el nuevo humano del socialismo, un ignorante funcional que vota, hace marchas, recibe dadivas y atornilla a su captor porque este mismo lo ha programado desde la infancia, le gente inteligente no sirve a revoluciones , la intelectualidad real no es cómplice de crímenes tan horrendos como el de matar intelectualmente a un país, con premeditación y alevosía en perfecta conjunción con la demagogia políticamente correcta que bajo el disfraz de buenas intenciones crea caos innecesario con el beneplácito de sus víctimas, algo ilógico pero real.

La política debe ser relegada a su nichos, ciertas cosas no deben ser infectadas por esta pues la lógica pragmática que debería imperar termina por quedar relegada ante la necesidad del político de turno, no debe haber izquierdas ni derechas si no un plan detallado pues el futuro de en país se construye con la medida de la inteligencia de sus ciudadanos, si la mayoría no la ejerce es buenísimo para los políticos pero nefasto para la nación.

José Ramón Briceño

Diagnostico educativo 2020 (Venezuela)
thumb_up Relevante message Comentar
Comentarios

Más artículos de José Briceño Diwan

Ver blog
hace 7 meses · 5 min. de lectura

Durante el segundo año de la peste

Me gradué de profesor hace una década, pero cuando ...

hace 9 meses · 4 min. de lectura

El gran hermano

Mucho se habla sobre la privacidad, que si tuiter, ...

hace 11 meses · 4 min. de lectura

La nada existencial del siglo XXI

Lo que más agobia a la humanidad (luego del justif ...